Actualizado hace: 43 minutos
Adiós, Fabricio

El cadáver del locutor Fabricio Parrales fue llevado a Radio Canela, donde le rindieron un homenaje con la presencia de muchos oyentes.

Sábado 29 Abril 2017 | 04:00

 Karina Lucas estaba entre los asistentes y lloró cuando vio el ataúd cargado en los hombros de varias personas. Ella había llegado desde la comuna Los Bajos de Montecristi para darle el último adiós a locutor.

“Él no era mi amigo, pero lo sentía parte de mi familia porque todos los días escuchaba su voz, y una vez lo saludé cuando acudió a animar las fiestas patronales en Los Bajos”, expresó.
Al sepelio también asistieron habitantes de varios sitios rurales de Montecristi, donde Fabricio era conocido por animar las fiestas de San Pedro y San Pablo.
El popular locutor dirigía el programa radial “A filo de cama”, que se transmitía de 05h00 a 08h00, donde predominaba el merengue e infundía a sus oyentes a trabajar con ánimo. 
Manuel Alonso Mero tiene 75 años y contó que al despertar lo primero que hacía era prender la radio y escuchar la voz de Fabricio. Él se levanta a las 05h00 porque trabaja vendiendo helados y a esa hora comienza a prepararlos.
Es habitante de la parroquia Eloy Alfaro y manifestó que le gustaba escucharlo porque animaba “con picardía”. 
Llanto. El féretro fue ubicado frente a la cabina de Radio Canela y pusieron al aire una de sus animaciones de archivo, en la que se despedía con su popular frase “¡Vamos a trabajar con ánimo!”.
En ese momento varios asistentes comenzaron a llorar alrededor del ataúd y otros aplaudían fuertemente.
Karen López llegó desde Santa Martha y recordó a Fabricio como un locutor alegre. “Siempre andaba con buen ánimo y aunque tuviera problemas nunca los mostraba, porque siempre sonreía”, dijo. 
Eduardo Parrales, hermano del fallecido, manifestó que presentará una denuncia para esclarecer la muerte, porque su familia tiene muchas dudas. 
Según la Policía, el locutor se accidentó el miércoles cerca de las 04h30, cuando conducía una motocicleta en la vía La Cultura mientras se dirigía a trabajar, y murió dos horas después.
“Es raro que la moto esté partida en dos y Fabricio solo tenga un golpe en la cabeza, mientras que el resto de su cuerpo haya sido encontrado en buen estado. Sospechamos que se trata de un posible atentado y aquello será confirmado con las investigaciones de la Fiscalía”, expresó.
Parrales evitó revelar más detalles sobre las sospechas que tienen, hasta presentar oficialmente la denuncia.
El fiscal César Suárez Pilay manifestó que aquella hipótesis será confirmada o descartada con las investigaciones, pero aclaró que la indagación arranca por accidente de tránsito. 
Actualmente están tomando versiones de los agentes que llegaron al lugar del accidente y además verifican las cámaras del Sistema de Seguridad ECU-911 para confirmar qué tipo de carro lo impactó. 
Los agentes de tránsito informaron que este accidente ocurrió frente a los contenedores del Centro Comercial “EcoPark”.
El locutor fue sepultado en el cementerio del barrio Cuba, pero antes lo trasladaron al barrio La Floresta, de la parroquia Eloy Alfaro, donde le rindieron un homenaje porque allí vivió su infancia. 
Algunos taxistas ubicaron cintas negras en sus carros como señal de luto. La voz que cada mañana viajaba con ellos se fue para siempre. 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala