Actualizado hace: 6 horas 15 minutos
Tema del Día
EN 2016: 151 mil casas tenían criaderos de mosquitos

Sofía Moreira no esperó que llegaran más lluvias en lo que va del año: desempolvó su mosquitero y lo colgó sobre su cama.

Jueves 12 Enero 2017 | 04:00

“Usted puede ver, sobre todo en las noches, que ya comienzan a molestar los mosquitos y no dejan ni dormir”, cónto la mujer que vive en la ciudadela La California, de Portoviejo, y que ya empezó a protegerse.

La ciudadana comentó que  con las primeras precipitaciones ha notado que la presencia de estos insectos se ha multiplicado.
Esto le causa preocupación  porque conoce del tipo de enfermedades que transmiten.
Comenta que quiere evitar que cualquier miembro de su familia, especialmente sus hijos, tengan alguna enfermedad debido a estos insectos.
Temporada. Los mosquitos, que son transmisores de virus como dengue, chikungunya, y zika, se reproducen en mayor número durante la estación lluviosa, aprovechando el agua que se queda en cualquier parte. Llantas, tachos, basureros, hasta una cáscara de huevo puede ser un sitio para la reproducción. 
Estos lugares se suman a otros como cisternas o tanques mal tapados.
Melva Morales, responsable del programa de vigilancia del Ministerio de Salud Pública (MSP), recordó que es el momento para que se refuercen medidas como la de usar mosquiteros, colocarse repelente, destruir los criaderos y más prevención.
Recalcó que la destrucción de criaderos y tapar bien los tanques es una de las principales medidas para evitar que los mosquitos proliferen y transmitan las enfermedades.
Indicó que en el año anterior, de 1,1 millones de casas que fueron visitadas, 151 mil tenían  criaderos.
Acciones. La funcionaria explicó que aunque hubo muchos casos, las cifras del 2016 fueron alentadoras respecto del 2015.
Señaló que se aplicó una fuerte estrategia que implicó educación con la comunidad, eliminación de los sitios de reproducción, intervención con personal militar y policial para las campañas preventivas y más.
Explicó que las mismas estrategias se aplican para este año, por lo que pidió la colaboración de todas las instituciones y de la ciudadanía en general.
Cifras. Comparando 2016 con 2015, el chikungunya pasó de más de 10 mil casos a 341; el dengue, que había repuntado hasta más de 13 mil diagnósticos, cerró por debajo de los seis mil.
El año pasado también se propagó por primera vez en la provincia el virus del zika.
Esta enfermedad tuvo una confirmación en 2.488 pacientes y sólo uno se reportó el año antepasado.
Morales explicó que la vigilancia de esta enfermedad tiene especial énfasis en las embarazadas, dado que se relaciona el zika con el posible desarrollo de malformaciones en los neonatos.
El año pasado se confirmaron en Manabí 194 mujeres que contrajeron la enfermedad; entre las más altas están 82 en Portoviejo, 71 en Manta y 16 en Montecristi. Hasta ahora se descarta que debido al zika se hayan presentado casos como microcefalias en recién nacidos.
Prevención. Ernesto Loor, ciudadano, cuenta que en su casa toman medidas como la de poner un plástico en los tanques con agua para que estén herméticamente cerrados. 
Loor dice que aunque en su vivienda, ubicada en la ciudadela Universitaria, cumplan con la prevención, les preocupa lo que pasa con los terrenos baldíos.
“Hay solares llenos de monte y donde botan basura, que también son criaderos. El municipio debe actuar con sanciones para prevenir que se propaguen las enfermedades que transmiten los mosquitos”, cuestionó.
Casos.  En el hospital Verdi Cevallos Balda, Eduardo Silva, epidemiólogo, señaló que aún no se presenta un aumento de los casos de las enfermedades citadas, pero con la llegada de las lluvias prevén que esto pueda ocurrir.
Dijo que los ciudadanos deben aprender a reconocer síntomas como fiebre, dolor muscular y en articulaciones, salpullido y otros síntomas, para que acudan de inmediato a una unidad de salud.
El especialista recalcó la importancia de no automedicarse, debido a que los cuadros deben ser diagnosticados adecuadamente por un médico.
Señaló que hay medicamentos que en lugar de aliviar al paciente pueden tener una interacción desfavorable en su organismo y podrían complicarlos seriamente.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Impreso | Viernes 26 Mayo 2017

Impreso Viernes 26 Mayo 2017
Compartir en
Compartir en