Actualizado hace: 46 minutos
Miguel Cobo Cedeño
Primer escándalo gubernamental

Es de estadista saber rectificar a tiempo. A pesar del dolor que pueda sentir el tener que desprenderse de un buen amigo, compañero y colaborador, el señor Presidente tendrá que comprender que los intereses nacionales están por encima de cualquier afinidad personal y que los errores que se cometan en un proceso de transformación tiene que pagarse.

Sábado 09 Junio 2007 | 20:42

Que el Ministro de Economía y Finanzas cometió algunos errores que están a la vista, los cometió; primero, el haber nombrado como su asesor a un caballero que, según las evidencias, ha tenido antecedentes nada edificantes y ha permitido destruir la fe ciudadana que se iba a gobernar con gente nueva y de acuerdo a su meritocracia; el haber recurrido a un artificio ilegítimo. No contó con el resentimiento de su colaborador que, herido en su amor propio, acudió a una prensa que estaba atenta a cualquier acto anormal e ilegítimo de un gobierno en donde su gobernante, según algunos de ellos, estaba dando muestra de una suprema soberbia y arrogancia. El haber hecho declaraciones, bien él o el economista Ortiz, que inquietaron al mercado, lo que le dio la oportunidad a sus opositores para que se lo relacione con sus viajes a Venezuela y al posible beneficio de tenedores venezolanos, país a quienes la oposición sostiene que nuestro Presidente está subyugado. El haber prometido a la prensa entregar todo el video completo y se denuncia que éste empieza desde el minuto 19, dejando entrever que deben haber cosas oscuras antes de ese tiempo que lo pueden comprometer, que uno de los asesores de ABADI ya había llegado antes del video a reunirse con nuestras autoridades monetarias y que este video era una payasada por que el negocio ya se había realizado, etc, etc. Pienso que el Presidente debe cortar por lo sano y pedirle la renuncia a su Ministro, tal como debió hacerlo antes o con el Ministro de Energía o con el Presidente de Petroecuador, ya que uno de los dos no está jugando para el equipo; deberá comprender que él no puede estar en todo ni controlar a todos, el equipo debe funcionar según sus lineamientos y pensamientos. Espero que en un cercano tiempo no tenga que prescindir de los Ministros de Agricultura, Trabajo, Educación y de nuestro comprovinciano de Obras Públicas, porque, sin ser agorero, estoy seguro que en cualquier momento van a reventar con algún escándalo, ya que sus pensamientos e ideologías son muy diferentes a las del mandatario.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala