Actualizado hace: 1 hora 34 minutos
 Claudio de Castro
El rostro de Jesús

A veces me da por mirar un cuadro de la Virgen que tengo en casa. A su lado coloqué una estampita del rostro de Jesús. Me parece que ella me dice: “¿Ves cómo te ama mi hijo?”

Martes 05 Junio 2007 | 20:15

Le sonrío y respondo: “yo también lo quiero mucho”. Y nos quedamos como sumergidos en la oración que me brota del alma.  Me encanta porque me da la impresión que Jesús sonríe complacido.  Está contento.  Tiene el rostro como iluminado, con una mirada tan llena de ternura y amabilidad que sorprende.  Recuerdo aquella persona, tocada por la gracia, que exclamaba emocionada: “¡Somos especiales para Jesús!”.  A pesar de nuestra indiferencia no deja de bendecirnos y enviarnos gracias abundantes.  Me da por decirle con una alegría interior: “Qué bueno eres Señor”.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala