Actualizado hace: 1 hora 36 minutos
SEGURIDAD
Consejo de seguridad cantonal en cero

Mientras en Portoviejo la conformación del Consejo de Seguridad Cantonal (CSC) se mantiene en punto muerto, en las calles de la ciudad las personas son víctimas de la delincuencia.

Domingo 03 Junio 2007 | 20:08

La última vez que se dio un paso en firme en beneficio de la conformación del CSC fue en septiembre del año anterior. En aquella ocasión el Municipio de Portoviejo aprobó, en primera instancia, el proyecto de ordenanza constitutiva y normativa de dicha organización. De ahí en adelante sólo se han realizado reuniones. Nada concreto. El jefe de la policía judicial de Portoviejo, Patricio Vinueza, señaló que la intención de crear dicho consejo tenía como objetivo recaudar fondos para seguridad. La idea, y para lo cual se hizo un proyecto, era sectorizar la ciudad con la construcción de cuarteles policiales. Al parecer el costo del proyecto fue muy elevado y por consiguiente las ganas de las autoridades empezaron a decaer. El proyecto, dijo Vinueza, fue elaborado y presentado al Municipio de Portoviejo. Se tenía previsto establecer un impuesto a cobrar en la matriculación vehicular en Portoviejo. Cinturones de pobreza El jefe policial aseguró que hablar de inseguridad en la capital es recordarle a la ciudadanía que con los cinturones de pobreza que existen, se incrementa considerablemente en cualquier región. Dijo que mucho más que las buenas intenciones, la situación pasa por la permisividad en ciertas leyes, además de la poca colaboración de la ciudadanía y de las instituciones tanto locales como provinciales. El Consejo de Seguridad Cantonal debe estar conformado por los representantes de las instituciones públicas existentes en el cantón, además de organismos privados. El intendente general de Policía de Manabí, Luis Cando, aseguró que hasta el miércoles no había participado de ninguna reunión de dicho consejo. Aquello demuestra el desinterés para su conformación. Vulnerables Al menos en la capital provincial existe una gran cantidad de sectores donde la delincuencia somete a sus habitantes en gran medida. La Policía Nacional, desde hace tiempo, ha elaborado un mapa donde mantiene identificado estos sectores conocidos como zonas rojas. San Alejo, San Gregorio (La Piñonada), Cerro de Hojas, San Pablo, Cinco Esquinas, ciudadela Pacheco, parque Cayambe, Fátima, sector LEA, El Florón, sector Becker, El Guabito, El Limón, Mejía, se ubican en esta lista donde, según la Policía, se comete el mayor número de ataques delictivos. El jefe del Comando Provincial de Policía de Manabí, Fernando Guerrero, ha elaborado una nueva sectorización de las zonas rojas y planteado alternativas y soluciones. Dicho plan recién fue llevado a la Comandancia, en Quito, la semana anterior. Por lo pronto el proyecto de ordenanza de conformación del Consejo de Seguridad Cantonal se mantiene esperando mientras la delincuencia avanza rápido. LOS TIPOS DE DELITOS Hasta ahora a Portoviejo muchos la miran como una ciudad relativamente tranquila, aunque ese criterio ha empezado a variar, al menos para una gran cantidad de ciudadanos. El delito más concurrente es el asalto y robo, tanto a transeúntes como a locales comerciales y conductores de vehículos, especialmente taxis. Le siguen en su orden los delitos por venta y consumo de drogas y luego los homicidios. Aunque al jefe de la policía judicial de Portoviejo, Patricio Vinueza, le preocupa que se incremente el índice de extorsión y el sicariato. En la extorsión, dice, por dos casos en los que trabajaron últimamente y que afortunadamente les dieron buenos resultados. Y en el sicariato, porque en Portoviejo resulta fácil asesinar a una persona. Puso como ejemplo el crimen ocurrido en el parque Mamey, donde una persona disparó contra otra y para confirmar que había cumplido su objetivo, bajó de su carro y lo remató. Luego fugó tranquilamente del sector.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala