Actualizado hace: 5 horas 29 minutos
Chávez dice que no permitirá sabotajes al nuevo canal

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, aseguró hoy que existen planes para sabotear la señal de la nueva televisión que a partir del lunes usará la frecuencia que hasta ese momento empleaba el canal privado RCTV.

Lunes 28 Mayo 2007 | 14:29

"Siguen teniendo un plan para sabotear la señal del nuevo canal, pero les advierto: No se equivoquen", dijo Chávez en Barquisimeto, 350 kilómetros al oeste de Caracas, durante la inauguración de un centro médico. "Lo que he hecho hasta ahora es no renovar la concesión, pero si responden con actos ilegales les aplicaremos el peso de la ley, porque a nadie se le puede permitir que rete a las leyes, viole la Constitución, llame al sabotaje o al desconocimiento del gobierno, porque eso es delito", añadió el presidente. Chávez aseguró que su gobierno mantendrá los "ojos abiertos" y reiteró que "si se atreven a generar hechos de violencia, se arrepentirán los señores de la oligarquía y sus amos del imperio norteamericano". El gobernante consideró que el fin de la concesión a RCTV no pasa de ser un acto administrativo rutinario del que "la oligarquía, desesperada, ha hecho una batalla mundial". Chávez dijo que si hay resistencia violenta a la decisión oficial la respuesta será una "profundización de la revolución", sin precisar en qué consistirá. "Asumo la responsabilidad de no renovar la licencia (de RCTV) pero tomé la decisión evaluando el comportamiento de esa televisora privada, de su actitud, del atropello permanente a la moral pública. Esa televisora se convirtió en una amenaza para el país, para los niños y niñas", planteó Chávez. Se refirió además a unas declaraciones del Parlamento Europeo y del Congreso de EE.UU. en apoyo a RCTV y se preguntó "qué tienen que ver" esas instancias con los asuntos venezolanos. "Los europeos deberían preocuparse de sus cosas en Europa y los estadounidenses de sus cosas en Estados Unidos", agregó el gobernante. En la medianoche del domingo, RCTV saldrá del aire y su frecuencia será ocupada por una "televisión de servicio público", según la definición del gobierno, gestionada por la Fundación Televisora Venezolana Social (Teves). La no renovación de la concesión a RCTV ha levantado una polémica nacional entre quienes dicen que se trata de un "acto administrativo apegado a la ley" y quienes opinan que es una "arbitrariedad" que revela el "carácter autoritario" del gobierno. La decisión final sobre el caso RCTV está en manos de la Sala Político Administrativa del Supremo, que deberá pronunciarse sobre la legalidad de la decisión del gobierno de no renovar la licencia.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala