Actualizado hace: 1 hora 1 minuto
Italia
Del escándalo a rey de Europa
Filippo Inzaghi se convirtió en el héroe del Milán

Apenas once meses después del temor a ser descendido a la segunda división, o cuando menos apartado de cualquier competición europea, por estar presuntamente implicado en un caso de fraude deportivo, el Milán se convirtió en el nuevo rey de Europa.

Viernes 25 Mayo 2007 | 18:46

Once meses de una temporada nacida entre las dudas, pero en la que el equipo a partir de enero creció como nadie esperaba y llegó el miércoles a su momento más culminante, a la consecución del título de clubes más prestigioso en Europa. Cerca de quedar fuera Hace once meses, en junio, nadie podía imaginarlo; es más, en el inicio del proceso deportivo seguido en Italia y denominado coloquialmente como “calciopolis” (fraude deportivo en el “calcio”) o “Moggiopolis” (por el nombre de Luciano Moggi, ex dirigente de Juventus ), todo apuntaba a que el Milán podría ser descendido a la segunda división. Algo que finalmente no sucedió. Pero el Milán no anduvo muy lejos. Al menos a tenor de la petición inicial del fiscal de la Federación Italiana de Fútbol (FIGC), Stefano Palazzi, que el 4 de julio solicitó para su “retroceso al último puesto de la Serie A (Primera división), con descenso a la B (Segunda) y con quince puntos de penalización en la campaña 2006-07”. La petición no fue acogida por la Corte de Apelación de la FIGC, que el 14 de julio sancionó al equipo con un descuento de 44 puntos en la clasificación obtenida en la campaña 2005-06 (quedó segundo) y una penalización de 15 puntos para la temporada 2006-07. Esta decisión de la CAF representaba que el Milán no podía jugar competición continental alguna, pues al serle quitados 44 puntos se iba a la octava-novena plaza final. El Milán, como los otros clubes y personas implicadas, recurrió ante la Corte Federativa, que el 25 de julio le “salvó” de la exclusión europea: le ubicó en el cuarto puesto de la clasificación 2005-06, iba a la fase previa de la Liga de Campeones, y además descontaba desde los 15 a los 8 puntos su penalización para el campeonato 2006-07. Ahora el Milán, del que muchos critican que se le permitiera jugar una competición europea, es el nuevo rey de Europa. Atrás queda la sombra del fraude deportivo. “Demostra-mos que somos el equipo más fuerte de Europa de los últimos 20 años” Silvio Berlusconi Presidente del Milán PAOLO MALDINI: El gran capitán “¿Y tú, con lo joven y bueno que eres, por qué te retiraste tan pronto?”. La pregunta se la hizo un día en la grada la madre de Paolo Maldini (foto) a Míchel tras un Holanda-Italia de la Eurocopa en el 2002. Míchel era comentarista de TVE. “Por culpa de su hijo señora”. Le contestó Míchel con humor y señorío. Maldini, a punto de cumplir 38 años, amargó a muchos rivales. Ahora, sigue pasando y conviviendo con nuevas generaciones que se incorporan al espíritu de Milanello. Maldini es incombustible. Siempre fue un lateral izquierdo soberbio. Y ahora, con inteligencia, se refugia con clase en el centro de la zaga. A Maldini le quedan bien los trofeos. Los eleva al aire con clase. No será nunca Balón de Oro, pero ha dado un rendimiento ejemplar y lo merece. Ganó esta noche su quinta Copa de Europa. Iguala en títulos de élite a Alfredo Di Stéfano. Seguro que este dato hará que su padre, Cesare, se sienta más orgulloso. Maldini es el capitán. Dentro y fuera. Su comportamiento con los nuevos que llegan a San Siro es ejemplar. “Voy a jugar otra Liga de Campeones, otro campeonato (italiano) y otra Copa Intercontinental (Mundial de Clubes). Cerrar así una carrera es fantástico”, indicó instantes después de recoger el trofeo de manos del presidente de la UEFA, el francés Michel Platini. Muchos “Maldinis” hacen falta en el fútbol de élite. Un lujo para el Milán. Para todos los entrenadores que han tenido la suerte de dirigirle. Con Sacchi, con Capello, Ancelotti, Trapattoni. Con todos fue un símbolo. Y el miércoles recogió la séptima Copa de Europa del Milán. Una leyenda, sin duda, para el Salón de la Fama del fútbol mundial. Su hijo Christian ya juega en el juvenil del Milán. Sigue la tradición. Cuarta copa Clarence Seedorf, centrocampista holandés del AC Milán, conquistó su cuarta Copa de Europa. Seedorf además lo ha logrado con tres equipos diferentes: una con el Ajax, con sólo 19 años, en el año 1995, la segunda con el Real Madrid, 1998- y dos más con el Milán -2003 y 2007-.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala