Actualizado hace: 38 minutos
Colombia
Ejército abate a un líder de las farc

El Ejército de Colombia confirmó la muerte de Elías Tabaco Cucunuba, alias “Libardo” o “Monón”, señalado como el cabecilla principal y encargado de las finanzas del Frente 38 de las FARC.

Miércoles 17 Junio 2015 | 04:00

Esto ocurrió durante una operación militar en la zona rural del municipio de Tame, en el departamento de Arauca. 
Las autoridades definieron la muerte de Libardo como “un contundente golpe” a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) por el papel que desempeñaba en el Frente 38, cuya dirección asumió tras la captura hace cuatro meses del entonces cabecilla Juan Duque Nieto, alias “Chucho Díaz”.
“Es un terrorista importantísimo porque llevaba 18 años en la estructura”, destacó a la prensa el brigadier general Luis Danilo Murcia, comandante de la Fuerza de Tarea Quirón. Tabaco también fue cabecilla de escuadra del Frente 56, luego segundo, tercer y cuarto cabecilla del Frente 28.
Delitos. A Tabaco se le atribuyen el asesinato de un soldado, dos civiles y una mujer embarazada en el departamento del Casanare, así como la muerte de un policía en el departamento de Boyacá, acción por la que fue condenado a prisión por nueve años. Además, según el Ejército, “dirigía acciones extorsivas contra empresas transportadoras, de servicio público y petrolero”, especialmente en el departamento de Casanare. 
Del operativo que terminó con la muerte de Tabaco y otro guerrillero, así como la detención de una tercera persona, participaron también la Fuerza Aérea, la Armada y la Policía. Según el Ejército, en el lugar que fueron sorprendidos los guerrilleros se encontraban reunidos con integrantes del Frente 45 para “hacer unas acciones terroristas contra la población civil y la infraestructura”.
Las autoridades sostuvieron que con la muerte de Libardo se “neutraliza la intención de las FARC de controlar los corredores de movilidad entre los departamentos de Arauca, Casanare y Boyacá”.
Ofensiva. Las FARC mantienen una ofensiva desde el pasado 22 de mayo cuando suspendieron un cese el fuego unilateral que duró cinco meses, a raíz de la muerte de 27 guerrilleros en un bombardeo a uno de sus campamentos en el departamento del Cauca, al suroeste del país.
Desde ese día han realizado varios ataques a la infraestructura energética y petrolera del país, lo que ha aumentado la tensión en torno a los diálogos de paz, puestos una vez más a prueba con la muerte de un teniente coronel de la Policía y un patrullero el pasado viernes.
Las autoridades se mantienen alerta ante posibles nuevos ataques guerrilleros.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala