Actualizado hace: 2 horas 11 minutos
El agua llegará de a poco

Ayer se cumplieron diez días del desabastecimiento de agua en la parroquia Eloy Alfaro, y Betty Marcillo ya no tenía reservas.

Martes 25 Noviembre 2014 | 20:16

Ella vive en el barrio Nueva Esperanza, y dijo que estaba preocupada porque, de no llegar el agua, tenía que comprar el líquido a tanqueros.

Así como Marcillo, otros moradores de esta parroquia mostraron su intranquilidad por el agua. 
En la casa de Ramón Zambrano el panorama era distinto. El vecino comenta que estuvo atento a la información que emitían los medios de comunicación sobre el desabastecimiento de agua para tener listas sus reservas. Rosa Vélez, esposa de Zambrano, señaló que aún le quedaba líquido en un tanque y dos tachos que tiene para estas ocasiones.
La escasez se produjo debido a daños que se presentaron en las bombas de la planta de agua Caza Lagarto en Santa Ana.
>LA SOLUCIÓN. Bolívar Cedeño, director técnico de la Empresa Pública Aguas de Manta, señaló que ayer una de las tres bombas que se reparan en la ciudad fue llevada a Santa Ana para instalarla en la planta.
En la tarde se informó que al mediodía de ayer se retomó el bombeo de agua a la planta Colorado. Cedeño dijo que la normalización del abastecimiento se realizará de forma progresiva, pues el agua requiere algún tiempo para llenar las tuberías hasta lograr suficiente presión. Agregó que desde la noche de ayer se retomaría el suministro de agua en los barrios de la parroquia Eloy Alfaro.
El funcionario dijo que estima que otra de las bombas se envíe a la planta este sábado. Para evitar que  sufran un nuevo desgaste, se ha dispuesto realizar un pretratamiento en la estación Caza Lagarto, para eliminar los sólidos. Las bombas están diseñadas para impulsar agua limpia.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala