Actualizado hace: 1 hora 53 minutos
España
Felipe VI, amanece siendo el nuevo rey

Hoy será la coronación del nuevo rey de España, Felipe VI, tras la abdicación de su padre, Juan Carlos de Borbón, que se realizó de manera legal luego de la firma de la ley que lo asentaba.

Jueves 19 Junio 2014 | 04:00

El país europeo amanece con un nuevo monarca en un acto que tendrá lugar en el Congreso de los Diputados, ante representantes de las dos Cámaras parlamentarias.
Diputados y senadores están invitados a esa ceremonia, junto a autoridades del Estado, Cuerpo Diplomático y miembros de la familia del rey y de Letizia Ortiz.
Está previsto que a primera hora Juan Carlos de Borbón imponga a Felipe VI el fajín que le reconoce como capitán general de los Ejércitos, antes de trasladarse al Congreso de los Diputados para la proclamación.
Allí pronunciará el discurso inaugural de su reinado y, a la salida, recibirá honores militares antes de desplazarse hasta el Palacio Real en un recorrido en coche cubierto por el centro de Madrid.
En el Palacio Real Felipe VI y Letizia darán una recepción a unos 2 mil invitados que se pretende que sean representativos de una muestra amplia de la sociedad española.
Los nuevos reyes tendrán también oportunidad de salir al balcón central del palacio para saludar a los ciudadanos que acudan a la plaza de Oriente.
En ese saludo Felipe VI y Letizia estarán acompañados de sus hijas Leonor y Sofía, así como de Juan Carlos de Borbón -quien no acudirá al Congreso a la proclamación- y Sofía de Grecia.
Juan Carlos y Sofía mantendrán el título de reyes, aunque en el protocolo del Estado figurarán ya detrás de la nueva princesa de Asturias y su hermana.
Abdicación. El Palacio Real de Madrid fue el escenario de una corta, pero solemne ceremonia en la que el monarca Juan Carlos, de 76 años, rubricó la norma que las dos Cámaras parlamentarias habían aprobado y que hace posible su abdicación. 
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, refrendó con su firma la de Juan Carlos I, en presencia de un centenar y medio de representantes de los poderes del Estado. 
Tras la firma de la Ley de Abdicación el rey se fundió en un abrazo con su hijo, al que dejó su sitio en la presidencia de la ceremonia de su abdicación, como gesto que simboliza el traspaso en la Corona de España.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala