Actualizado hace: 7 minutos
Tuvo sexo con un delfín

Margaret Howe Lovatt participó en un experimento de la NASA desarrollado en 1965, donde tuvo a su cargo a un delfín llamado “Peter”.

Miércoles 11 Junio 2014 | 04:00

La mujer, que en esa época tenía 23 años,  tuvo la tarea de ayudar a Peter para comunicarse en inglés, después de que el neurólogo John Lily propuso que los animales eran capaces de hablar.
En un documental que será publicado por la BBC, Lovatt destaca que el experimento implicó la inundación de una casa con el agua hasta las rodillas, donde ella y Peter comían, se bañaban y dormían juntos. 
La mujer asegura que el delfín llegó a intimar con ella, al punto, de que tuvo que masturbarlo en varias ocasiones. “ A Peter le gustaba estar conmigo”, dijo la mujer, de ahora 72 años. 
“Él se frotaba en mi rodilla, el pie o la mano y no me incomodaba, ya que no era demasiado duro”, explicó 
Lovatt había mantenido en silencio los detalles del experimento, el mismo que terminó en escándalo después de que John Lily  inyectó a dos delfines con LSD.
Por otra parte, la mujer agregó que el placer sexual era sólo para el delfín, ya que ella nunca permitió ser tocada. 
“Fue sexual para él, no para mí. Talvez yo fui sensual, nada más”, dijo. 
Tras la finalización del experimento, los delfines fueron trasladados a un estanque más pequeño, donde Peter se “suicidó”.
Según un veterinario, Andy Williamson, la muerte de Peter se atribuye a “un corazón roto”, provocado por la separación con Lovatt. 
“Cuando se fue, Peter pensó que el amor de su vida lo había abandonado”, explicó.
El hombre asegura que los delfines no respiran de manera automática como el ser humano, es decir cada toma de aire es un esfuerzo consciente. Ante ello, si la vida se les hace insoportable, toman un respiro y se hunden.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala