Actualizado hace: 1 hora 53 minutos
Salud
Alimentarse y nutrirse bien para combatir el estrés

En algunas ocasiones, el exceso de trabajo, las responsabilidades familiares y hasta la espera de algún acontecimiento importante, puede generar un problema de estrés.

Lunes 09 Junio 2014 | 04:00

Realizar actividad física, escuchar música, meditar o asistir a sesiones de relajación, acudir a reuniones sociales y conversar con su pareja, familia, personas allegadas son fundamentales para manejar el estrés, asegura el psicólogo David Acosta.
 
Según un estudio realizado por científicos del Centro Médico de la Universidad Columbia, las personas expuestas a altos niveles de estrés cotidiano son más propensas a desarrollar una enfermedad del corazón. 
Consecuencias. Elizabeth Álava, médico gastroenteróloga, dice que el estrés puede causar también enfermedades digestivas como la dispepsia funcional, que se define como dolor abdominal a predominio en epigastrio (parte superior del estómago) asociada a distensión abdominal, plenitud gástrica (sensación de llenura, acidez y en ocasiones náuseas).
Agrega que el estrés también pueden desencadenar otras enfermedades como el síndrome de colon irritable, pero cabe recalcar que no solo el estrés puede causar estas patologías.
Desde el punto de vista nutricional, Anny Arango asegura que el estrés puede ocasionar trastornos de conducta alimentaria que van a reflejarse en ciertos comportamientos como la ansiedad de consumir con mayor frecuencia alimentos y comer  con mayor rapidez. Esto a su vez provoca la sensación de hambre  constante y hace que la persona coma a todas horas del día, explica.
El estrés en sí mismo no es peligroso, forma parte de nuestras vidas y es “normal” padecerlo, pero sólo ante determinadas situaciones, según las causas que lo generan, se puede volver peligroso para la salud, señala  Arango.
SÍNTOMAS. Entre algunos síntomas de alerta que sufre una persona con estrés son la presencia de latidos más rápidos del corazón, problemas para conciliar el sueño, alteración del apetito, nerviosismo, falta de concentración, fuertes dolores de cabeza, aumento de las perturbaciones, dolores musculares y mayor sensibilidad a cualquier situación.
Estrés laboral. Las responsabilidades y el propio lugar de trabajo son factores típicos que originan el estrés de la persona. 
Es común que quienes viven en una constante presión laboral y trabajan hasta altas horas de la noche, traten de aliviar ese estado de fatiga tomando varias dosis de cafeína al día. Razón por la que médicos aconsejan no abusar de su consumo, ya que resulta perjudicial para la salud, en sustitución del café se aconseja ingerir agua o jugos naturales, dicen expertos.
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala