Actualizado hace: 2 horas 59 minutos
SALUD
Problemas psicológicos, a cualquier edad

“La actitud de Romina no era normal, ella siempre se tornaba agresiva con sus compañeros y maestros, cuando la evalué supe que tenía un problema psicológico”, menciona la psicóloga Virgina Baque. Tenía un descontrol mental.

Domingo 08 Junio 2014 | 04:00

Los problemas psicológicos consisten en comportamientos inadecuados que la persona emite en un entorno determinado, los cuales impiden a los seres humanos adaptarse a un entorno, explica la especialista.
 
Ella dice que en psicología un diagnóstico no supone que la persona deba recibir un tratamiento determinado.
“Ningún problema psicológico es igual, cada profesional debe analizar a su paciente y saber qué medidas tomar con él”, menciona Baque.
“Que una persona padezca depresión no nos dice nada acerca de por qué la está padeciendo. Lo importante es identificar la forma en que esa persona en concreto se está relacionando con el entorno en que se presenta el problema; es decir, su comportamiento”, comenta Baque.
Explica que los problemas pueden presentarse desde el hogar.
“Cuando dentro de un plantel educativo vemos a niños o jóvenes con problemas de agresividad es que porque dentro de sus hogares se dan estos problemas. Allí es donde entra la labor de nosotros como psicólogos, evaluar la raíz de ese problema y solucionarlo”.
 
CAUSAS. Según Ángela Mero, psicóloga clínica, los problemas psicológicos se originan por diferentes factores.
“En el caso de los problemas psicológicos de los niños se pueden dar por maltrato físico o por abuso sexual, mientras que en los adultos se arrastran problemas de la infancia”, comenta.
Ella explica que los tratamientos se deben hacer siempre con un especialista.
“Cuando son problemas grandes se hacen trabajos en conjunto tanto de un psicólogo como de un psiquiatra para poder llegar al final del asunto”, dice Mero.
 
SÍNTOMAS. Ella menciona que para conocer cuando una persona presenta problemas psicológicos se deben analizar sus comportamientos.
“En el caso de los niños tienden a presentarse agresivos, se aíslan al momento de jugar, no hacen tareas y se deprimen. Mientras que los adultos bajan su rendimiento laboral, pierden el apetito y cambian su forma de ser”, explica Mero.
 
TRASTORNOS MÁS COMUNES. El trastorno depresivo es el trastorno psicológico más frecuente.
Este suele hacer mucho daño a la persona que lo sufre y a sus familiares. 
Supone importantes cambios en la manera de pensar, de sentir y de comportarse.
Se caracteriza por un estado de ánimo deprimido, pérdida del disfrute y del interés.
El trastorno bipolar se caracteriza por estados de ánimo cambiantes entre dos polos opuestos, alternándose períodos de excesiva euforia y depresivos. 
Este trastorno requiere tratamiento psicofarmacológico. 
Los trastornos del sueño pueden repercutir de manera negativa en la vida, tanto en el descanso como en el funcionamiento cotidiano. 
Con el tratamiento psicológico de estos problemas se pretende mejorar tanto la calidad como la cantidad de sueño. 
Puede aparecer junto a otro problema más grave como la depresión.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala