Actualizado hace: 1 hora 12 minutos
Iglesia
Monseñor Francisco Vera, obispo manabita, fallece a los 71 años

La vida de monseñor Francisco Vera Intriago se apagó. Ayer dejó de existir en el hospital de Solca, de Portoviejo.

Martes 22 Abril 2014 | 04:00

Vera, a quien los feligreses conocieron como “Paco”, falleció a los 71 años debido a problemas en su salud. Sus restos están siendo velados en la Catedral Metropolitana de Portoviejo y su sepelio será este miércoles, a las 10h00, en las criptas ubicadas en el mismo lugar, informó 
el arzobispo Lorenzo Voltolini. 
El sacerdote Vicente Saltos, párroco de la iglesia Nuestra Señora de la Merced de Portoviejo, destaca la figura de monseñor Vera, recordando que “fue un hombre que se hizo conocer en Portoviejo y Manabí, siempre identificándose como oriundo de Junín. Se lo recuerda como un hombre de palabra cordial. Mucha gente aprendió a apreciarlo”, expresó Saltos.
Por su parte, el arzobispo de Portoviejo, Lorenzo Voltolini, recordó que desde cuando lo conoció en Latacunga fue jovial y cordial. 
Vera hizo amigos en su paso por el sacerdocio. En ese sentido, el sacerdote Richard García recuerda que fue sincero para decir las cosas. 
Francisco Ovidio Vera Intriago nació el 7 de octubre de 1942 en Junín. Fue estudiante en Verona, Italia (1966-1970); ordenado sacerdote en Portoviejo el 28 de junio de 1970; vicario parroquial en La Merced, Portoviejo (1970-1971); párroco de La Merced de Portoviejo (1971-1989); vicario general (1985-2007); ordenado obispo auxiliar de Portoviejo el 2 de febrero de 1993 hasta su muerte.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala