Actualizado hace: 2 horas 43 minutos
Santo Domingo
Las compras a última hora saturan las calles de Santo Domingo

Martes 24 Diciembre 2013 | 09:02

Así es el ecuatoriano, todo deja para última hora”, dice Carlos Guamán, mientras se saca la gorra y se rasca la cabeza con desespero. 

Observa desde lejos cómo sus dos hijas rebuscan entre una fila de jeans.
Sofía y Karla ni se dan cuenta que su papá ya está molesto.
Según él, a sus “niñas se les ocurre salir a comprar en plenas vísperas de la Navidad, cuando el centro está full”.
Carlos dice que ha recorrido la 3 de Julio “más de mil veces”, y a sus hijas nada les gusta.
Ellos llegaron al puesto de Carmen Morales la mañana de ayer, quien atraía a los compradores a la voz de “¡A 10 dólares el pantalón de color!”.
Carmen vende ropa en esta peatonal hace 20 años, y dice que durante el 24 y 25 de diciembre no hay lugar para poner un pie en ese sector.
“Por lo general la gente pasa ocupada días antes de Navidad, y dejan todo para lo último, en especial la compra de ropa”, añade.  
 
> MÁS BARATO. Katty Paguay escuchaba a Carmen y asentía con la cabeza.
Ella llegó ayer desde Las Golondrinas en busca de prendas para lucirlas en la fiesta de Fin de Año.
Ella, sin embargo, no es que se hubiere descuidado en hacer sus compras, lo hace a propósito, porque asegura que adquirir cualquier cosa en la víspera o el día de Navidad es más barato.
“Yo vine hoy porque los comerciantes rematan las prendas que no han logrado vender y así nos sale más económico”, menciona.
Katty recorrió el centro de la ciudad durante toda la mañana, y volvió a Las Golondrinas con fundas de compras para sus cuatro hijos. 
 
> "FULL" GENTE. A pesar de que el 25 de diciembre es un día normal para Orlando Ortega y su familia, ellos también “sufren” por el movimiento comercial que generan estas festividades. 
Ambos son Testigos de Jehová y no celebran la Navidad, pero ayer salieron a utilizar un cajero de la avenida 29 de Mayo y se toparon con una “colísima”.
Ortega comentó que llevaba más de cinco minutos esperando su turno, y delante de él habían casi 20 personas. 
Mencionó que para quienes tienen vehículos, conducir por el centro de la ciudad es más caótico que para los peatones.
Mientras Orlando esperaba su turno, Mayra Cedillo no descansa.
Ella trabaja en el almacén de electrodomésticos Marcimex y menciona que durante la Navidad y Año Nuevo es cuando más gente acude al lugar.
Indica que lo más solicitado por esta época del año son los televisores LED, específicamente los de 32 pulgadas.
“Un día normal se vende uno o dos televisores, pero ahora salen cuatro o cinco diarios”, dice.
Comenta que muchas personas esperan días como la Navidad para aprovechar las promociones y precios bajos que los comerciales ofrecen.
“En los almacenes no hay feriados”, comenta, y mientras se prepara para atender a Pablo Sacón, quien llegó en busca de un aire acondicionado, se despide.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala