Actualizado hace: 26 minutos
Nuevos implantes de silicona

Tener unos senos que se ajusten al ideal que tienes en tu mente y que vayan armoniosamente con tu cuerpo, es posible gracias a la existencia de implantes.

Lunes 19 Agosto 2013 | 12:23

Cambiar la forma de tus senos es una decisión que no debes tomar a la ligera, es importante que te informes. Como cualquier cirugía, la del aumento de los senos conlleva sus riesgos y es necesario que conozcas de qué se tratan los implantes para poder dar el paso. En Vida y Salud te hemos hablando anteriormente acerca de que existen dos tipos de implantes mamarios: los implantes de agua salina y los implantes de silicona.

La diferencia entre los dos radica en que los de silicona tienen una coraza que ha sido rellenada previamente con gel de silicona. En cambio, los implantes salinos tienen una coraza de silicona pero se rellenan de solución salina (agua con sal) durante la cirugía de aumento de los senos.

En cuanto a la textura, los implantes salinos se han caracterizado por ser más firmes, mientras que los de silicona se asemejan más al tejido mamario natural por ser más viscosos y espesos.

Los implantes de silicona son populares pero han sido objeto de controversias debido a su seguridad. En concreto, la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés) prohibió su uso en el año 1992 porque se temía que dichos implantes podrían causar problemas inmunológicos o enfermedades en los tejidos conectivos si llegaran a romperse (por ejemplo: lupus, artritis reumatoide).

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala