Actualizado hace: 27 minutos
Sucre
VARIANTE EVITA PASAR POR FALLA

Durante años un tramo ha sido tortuoso para los conductores que se dirigen hacia Bahía de Caráquez por la ruta E15. Queda en el sitio Las Cabuyas, donde hay una falla provocada por la acumulación constante de agua y que ahora será sorteada con la construcción de una variante.

Domingo 07 Abril 2013 | 00:00

Es que también ha sido una tortura para las autoridades del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP), y contratistas, que a pesar de rehabilitar o reconstruir constantemente ese tramo, siempre ha presentado problemas y hundimientos inminentes.
Ante esa situación se buscó una solución definitiva y se la halló con la variante, señaló Eder Cevallos, director provincial del MTOP.
 
 OBRA. La variante tiene una extensión de un kilómetro y medio. 
Respecto a su valor económico, Cevallos expuso que en el MTOP se prevé financiamientos para obras viales de un millón de dólares por kilómetro; por lo tanto, esta cuesta un millón y medio de dólares, entrevió.
Los trabajos están a cargo de la constructora Verdú y la fiscalización es responsabilidad de Nuques y Luque, o Nylic, de Guayaquil.
Justamente una fuente de Nylic informó que la variante se construye a 300 metros hacia el oeste de donde actualmente está la falla; además, que la nueva vía será de dos carriles, de 6,15 metros cada uno, es decir, que contará con 12,30 metros de ancho total. 
Asimismo, la estructura vial tendrá las siguientes capas: 30 centímetros de mejoramiento; 25 centímetros de sub-base; 20 centímetros de base, y 10 centímetros de carpeta asfáltica.
Esta fuente de Nylic explicó que la composición del terreno donde ahora está la falla es de arcillolita, estructura que al saturarse de agua se muestra frágil.
Mientras, donde se está construyendo la variante tiene una conformación de limolito, que presenta mejores garantías en terraplen.
Se indicó que esta obra empezó el 15 de noviembre pasado y se ha proyectado terminarla en septiembre próximo.
Entre los trabajos iniciales consta bajar 35 metros de altitud de un cerro y evacuar 700 mil metros cúbicos de tierra.
En la actualidad hay tractores y volquetes que laboran en la apertura de la vía para desalojar el material.
Manifestaron que llevan la mitad del camino abierto, hasta el momento.
Por su parte, los conductores tras ver las perspectivas de la nueva vía muestran satisfacción. Ramón Mendoza, transportista, expresó que la obra es oportuna y brinda mayor seguridad en el tránsito, pues el tramo actual genera riesgos de accidentes. En sí, la variante será más ancha.
En otra perspectiva, la proyectada vía entre Manta y Bahía, todavía en estudio, tendría ya un elemento estructurado, entrevió Cevallos.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala