Actualizado hace: 6 horas 2 minutos
domezmadrid121@gmail.com
Drogas, píldoras y aguas residuales

Es el resultado de un trabajo pionero liderado por varios investigadores de la Universidad Rey Juan Carlos I de Madrid y el Instituto de Diagnóstico Ambiental y Estudios del CSIC y que pone de manifiesto la elevada presencia de drogas en las aguas superficiales del río Tajo. Ante este hallazgo cabe preguntarse: ¿Cómo terminan en los ríos estas sustancias? “Las drogas no son siempre metabolizadas al 100% y son excretadas por las heces y la orina. Por lo tanto, estas sustancias llegan a los ríos a través de las aguas residuales”, informa una de las autoras del estudio.

Miércoles 05 Septiembre 2012 | 00:00

La tecnología actual de las depuradoras no está capacitada para eliminar este tipo de sustancias que terminan en los ríos y que empiezan a preocupar a la comunidad científica. Sobre todo, por el riesgo que existe de que lleguen al agua potable.
Las concentraciones en las que se han encontrado estas drogas de momento son pequeñas –van entre los 1,14 y los 40,9 nanogramos por litro–. Sin embargo, podrían hacer estragos dentro de poco en la flora y fauna marina. Aunque aseguran que las concentraciones detectadas de estas drogas en el agua potable no suponen ningún riesgo para la población, sí apuntan que “no se sabe cuáles pueden ser sus efectos en personas especialmente vulnerables”. “Pensamos, por ejemplo, en enfermos crónicos, embarazadas o lactantes. Especialmente, cuando la ingesta es continuada día a día durante muchos meses o años”, señalan.
Esta investigación se suma a los estudios publicados por el Instituto de Investigaciones Químicas y Ambientales de Barcelona, en los que se alerta del elevado número de medicamentos –sobre todo antibióticos– disueltos en las aguas de nuestros ríos.
No deja de ser curioso que de entre los muchos grupos ecologistas y asociaciones preocupadas por el medio ambiente y el bienestar de los animales ninguno haya hablado del tema y ni siquiera se hayan planteado dónde van a parar los residuos de las drogas que se toman y los de las píldoras anticonceptivas y abortivas (PDD) cargadas de hormonas. <
 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti:

Tendencias

Suscríbase al newsletters

Recibir noticias