Actualizado hace: 1 hora 8 minutos
No nos dejemos  condicionar
No nos dejemos condicionar
Por: Ramón Roberto Rivadeneira

Domingo 12 Agosto 2012 | 00:00

Nuestro mundo ha sido educado para ver con los ojos en una visión única que muchas veces nos confunden y nos conducen a lo irreal, ajustando su visión, su olfato, su tacto a la presunta realidad. Es decir se nos educa de acuerdo a los ideales de los gobiernos vigentes. El ser humano no ve las cosas como son, sino como le parecen en sus sentidos condicionados.

 

Ya lo dijo Iván Pavlov ilustre filósofo laureado y renovador de un aspecto de la psicología con su doctrina del Reflejo Condicionado. Él da a entender que es posible variar con el sencillo recurso de repetir unas cuantas decenas de veces el estímulo que se quiere condicionar para lo cual se debe tener interés en el resultado del aprendizaje, que como efecto de esta ley es que Nadie escarmienta en cabeza ajena.
La palabra elección es un fraude mientras la gente elija solo lo que le han enseñado a elegir en la escuela, en su entorno, creencias religiosas, creencias políticas o conveniencias. Para comprender la posibilidad de que existan otras realidades debemos transformar nuestra forma de pensar de ver al mundo; ya que el conocimiento es transformador y se convierte en una necesidad de gran actualidad.
La clave para la comprensión del mundo y del universo está en nosotros mismos. El ser humano es parte inseparable de esta totalidad que llamamos universo.
Todo el mundo maravilloso está oculto a nuestros sentidos pero para formar parte de ese mundo nunca debemos tener la verdad absoluta de nada, porque lo que ves no es la realidad.
El mundo y el universo forman parte de un todo e interactúa con nosotros, lo que hay que hacer es buscar esa conexión donde todos estemos en todo o seamos el mundo mismo.
Debemos concienciarnos de que no somos espectadores de lo que nos rodea, formamos parte de ello y podemos influir en lo que sucede. Es necesario reemprender nuestro vínculo con nuestro medio ambiente natural. Tenemos que empezar a sentir las energías y los flujos que nos rodean.
La verdad del mundo que nos rodea no la encontraremos fuera de nosotros mismos.
Si las partículas elementales se comunican entre ellas a largas distancias. Nosotros que estamos formados de partículas también podemos hacerlo y tener una interconexión con toda la humanidad. Hay que pensar y aceptar todo esto con una mente vacía. No condicionada, abierta a todas las posibilidades. Teniendo que empezar a cuestionar los modelos imperantes para un mejor modelo de vida. Si alguien es negativo con nosotros, eso no puede afectarnos mientras se mantenga afuera. Sólo puede afectarnos si dejamos que ingrese y penetre en nosotros. Dejemos lo falso de nosotros mismos y seamos nuestro yo real.<
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti: