Actualizado hace: 3 horas 26 minutos
EE.UU.
Texas: realizan la séptima ejecución en este año

El preso Marvin Wilson fue ejecutado en Huntsville, Texas (EE.UU.), pese a las peticiones de la defensa de suspender la pena capital por el retraso mental del reo.

Miércoles 08 Agosto 2012 | 00:00

La ejecución se produjo en el Centro Penitenciario de Huntsville, 110 kilómetros al norte de Houston, por medio de una inyección letal.
Wilson, de 54 años, fue sentenciado por el secuestro y muerte hace diez años de un informante de la policía que le había acusado de tráfico de drogas en Beaumont, Texas.
Se trata del séptimo ejecutado en lo que va de año en Texas, donde se tienen previstas 7 ejecuciones más en lo que resta del 2012.
El Tribunal Supremo de EE.UU desechó la apelación de la defensa que argumentaba que el coeficiente intelectual de Wilson, 61 puntos, está por debajo de los niveles aceptados como competentes, de 70 puntos, en sus test de inteligencia.
Este mismo tribunal dictaminó en 2002 como prohibidas las ejecuciones de presos considerados como retrasados mentales, pero otorgó discrecionalidad a los estados para decidir sobre los márgenes que determinan esta condición.
"Mientras que la mayoría de los países ha dejado de ejecutar a criminales, y mucho menos a retardados mentales, Estados Unidos continúa contraviniendo esa tendencia global, y Texas a menudo encabeza el rumbo", dijo Rob Freer, portavoz de Aministía Internacional (AI), en un comunicado.
Texas es el estado que más ejecuciones ha llevado a cabo, 483, desde que se restableció la pena de muerte hace más tres décadas.
Desde entonces han sido ejecutadas 1.301 personas en todo el país. En la actualidad, 33 de los 50 estados de EE.UU. tienen vigente la pena de muerte. 
 
Se salva. En otro caso Jared Loughner se declaró culpable del tiroteo perpetrado el año pasado en Tucson, Arizona, en el que hubo 6 muertos y 13 heridos, incluida la excongresista Gabrielle Giffords, que dejó su escaño en enero para recuperarse.
Loughner se declaró culpable para que se cumpla un acuerdo alcanzado entre su defensa y la fiscalía. Así no será condenado a pena de muerte y enfrentaría una pena de cadena perpetua que se resolvería en noviembre. <
 
Familias de las víctimas están satisfechas
Sobrevivientes del ataque de Jared Loughner, en Tucson, se mostraron satisfechos, por la aceptación de culpabilidad, pero aseguran que el dolor no se borrará.
Los familiares de los fallecidos también hablaron, entre ellos Suzie Heilman, la mujer que llevó a la reunión pública a la niña de 9 años Christina Taylor, quien falleció en el ataque. Ella dijo que "no es una solución perfecta, la solución perfecta es una que no podemos tener, no podemos traer de regreso a Christina", puntualizó. <
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala