Actualizado hace: 1 hora 14 minutos
Falsificaciones
Falsificaciones
Por: Jorge Maldonado
jorge39936@gmail.com

Miércoles 01 Agosto 2012 | 00:00

Si esperaban que nos sintiéramos impresionados por el descubrimiento de firmas falsificadas entre las que se utilizaron para la inscripción de algunas organizaciones políticas, dentro del proceso previo a las elecciones de febrero, deben decepcionarse, porque nadie se llama a engaño como para creer en la limpidez de las acciones políticas, por la magia del Consejo Nacional Electoral.


A estas alturas de la vida, pienso que todos los ciudadanos ecuatorianos están ciertos de que la revolución ciudadana ha cambiado muchos nombres en la organización nacional y ha realizado una enorme reforma legal que, seguramente, hará más complicado el reformar lo reformado para adecuarlo a las necesidades de la vida ciudadana.
Pero, en cuanto a procedimientos, condiciones y demás que llenan la vida política, nada puede cambiar, porque nos encontramos con los mismos sujetos que, en cualquier posición y con cualquier patrón, ponen en juego su creatividad para hacer posible lo imposible. La experiencia de la última década lo corrobora.
Y específicamente sobre la falsificación de las firmas de afiliación a las organizaciones políticas, es conocimiento de casi todo el que quiere saber, que se utilizaron listados firmados en otras ocasiones, con propósitos diferentes, de los que se obtuvieron copias para entregarlas al Consejo Electoral, con una comunicación que relacionaba las firmas con la solicitud de registro de una agrupación electoral.
Eso no llama la atención; era de esperarse; así proceden los actores amorales que intervienen en política, que son muchos y de todos los colores. Lo que sorprende es que el organismo electoral no haya tomado las precauciones para impedir que tales procedimientos pasen como buenos.
Lo mismo que están haciendo ahora pudo evitar la vergüenza del cedazo roto. Pero los ingenuos creyeron que como ellos son resultado de los procedimientos de la revolución ciudadana, estaban vacunados contra la corrupción.
Y ahora será difícil volver al comienzo, porque se estrechan todos los plazos electorales. Van a tener que avanzar sobre la corrupción y procurar una depuración seria del Padrón Electoral, por lo menos excluyendo a los fallecidos y viajados; podrían contratar anteriores organizadores de elecciones para que les guíen en la investigación de los procedimientos habituales para conseguir más votos. Sobre todo, después del acto del sufragio, porque la gente del pueblo dice que las elecciones se ganan o se pierden, de las juntas receptoras del voto en adelante, hasta el propio Consejo Supremo…
Con que se evite el fraude durante el escrutinio, habremos avanzado bastante en términos de democracia, porque se habrán sincerado los resultados con la voluntad de los electores…<

  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti: