Actualizado hace: 2 horas 48 minutos
EDITORIAL
Por una real conciencia para el cambio

Pronto estaremos dentro de otro proceso electoral para elegir a las nuevas autoridades del gobierno nacional y de los gobiernos pomposamente denominados autónomos provinciales y cantonales.

Sábado 23 Julio 2011 | 00:00

Y con la experiencia lograda hasta ahora es preciso que la ciudadanía entienda que no se trata simplemente de votar para elegir un nuevo presidente o por un simple cambio de magistrado nacional; o del común y acostumbrado traspaso de la  administración del Estado a los ganadores.
No. La voluntad soberana del ecuatoriano debe estar comprometida - mucho más que antes - a la selección de un nuevo estilo democrático de vida, al escogimiento de una etapa de resurgimiento moral, espiritual, como medida requerida para la real transformación que requiere la estructura social del pueblo ecuatoriano.
Contar con otras mentalidades y mandos en la conducción del destino del país, entregar las responsabilidades a quien estime será el diagramador de esa política de cambios que tanto se reclama y se necesita.
Pero sin presiones ni compromisos más que el concertado con la conciencia.
Mucho daño ha hecho la guerra sucia entre bandos que se disputan la hegemonía en la preferencia de los votantes, y sus consecuencias podrían tener repercusiones más serias que las que hasta ahora se ha notado, pues los rencores suelen incubarse con facilidad y manifestarse con mucha más intensidad y frecuencia que los agradecimientos.
Por ello, el resultado deberá ser acogido con caballerosidad, con la entereza que caracteriza al sensato, al inteligente; pues ese comportamiento facilita las transiciones de manera eficiente, alejando los riesgos de confrontaciones que esterilizan los cambios profundos.<
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala