Actualizado hace: 36 minutos
Leandro Briones Rivera
Recuerdos.- ERBOPECH – 2004

Cada año un grupo de rotaractianos del sur de América se reúnen para fomentar las relaciones más cordiales entre pueblos andinos dentro de un marco de amistad y servicio, pudiendo encontrar entre todas sus diferencias las coincidencias ideológicas y espirituales que los impulsan a marcar una diferencia en el mundo.

Jueves 21 Julio 2011 | 00:00

Era el año 2004 en que se celebraron los 100 años del natalicio del poeta de América Pablo Neruda; con el eslogan, “Lo más importante es ayudar”, se realizó en San José de Maipo, Santiago de Chile, el XVI Encuentro Rotaractiano Boliviano, Peruano, Ecuatoriano y Chileno (ERBOPECH). Para ese entonces quien escribe era Secretario de Rotaract del Distrito 4400 – Ecuador, y parte de la delegación que asistió al evento. 
Con la sesión de Inauguración se dio comienzo, recibiendo capacitaciones e incluyendo trabajo en equipo, fuimos a pintar una escuela rural, la misma que los rotaractianos de Chile cuidan y atienden. En la tarde de talentos, cada país brindó un baile o alguna original presentación de su realidad Latinoamérica. Dando termino, un grupo de danza folklórica participó representando los bailes típicos de cada uno de los rincones de este continente, danzando al final con todas las banderas entrelazándolas en una sola que vuela ya con la historia, concibiendo en ella el sueño de Bolívar, Una América Latina Unida. 
Entre cantos y barras se dio la última noche la sesión de clausura, se entregó a los asistentes reconocimientos, ganando Ecuador el galardón de delegación más participativa y numerosa, representado por el club Rotaract Portoviejo, patrocinado por el club Rotario Portoviejo del cual hoy soy actualmente su Secretario. Dando sus palabras nuestro invitado nos contó que habíamos llegado a pintar un arco iris multicolor de razas, que teniendo el mismo idioma con tantos diferentes modismos somos todos cobijados y unidos por la rueda Rotaria. 
Entre lágrimas que brotaban presagiando el término de éste encuentro, agradecí de forma sincera entregando lo más preciado que podía prodigar junto con mis compañeros en ese momento “El abrazo rotaractiano”, simbolizando la eterna unión de los pueblos de América. Hoy por esas casualidades aquellas del destino, el lema de Rotary para este año es “Busca dentro de ti para abrazar a la humanidad”.
Rotary entiende que los jóvenes de una nación son los custodios del porvenir, por ello brinda la oportunidad de descubrir el liderazgo a través del servicio; juntando de conformidad ánimos y voluntades con las ansias de solo cumplir en todo la voluntad divina, a lo que rotariamente decimos “Dar de sí, antes de pensar en sí”.<
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala