Actualizado hace: 50 minutos
Las gabarras de Bahía
Las gabarras de Bahía
Por: Alfonso Delgado
adelgado@hotmail.com

Miércoles 20 Julio 2011 | 00:00

En comentarios anteriores, hemos tratado sobre la situación de las gabarras que hasta la puesta en funcionamiento del puente Los Caras, operaron en la transportación vehicular entre las dos orillas del estuario formado por los ríos Carrizal y Chone. El último análisis lo hicimos el miércoles 17 de Noviembre del 2010, bajo el título de “Las Gabarras tienen dueño”, y puntualizamos el asunto antes las versiones difundidas por la dirigencia de la Armada Nacional con relación al destino de las gabarras “Bahía de Caráquez y San Vicente” queriéndose desconocer la propiedad a quien corresponden esos dos medios de transportación. Decíamos entonces que “no cabe la menor duda que el único dueño de las mismas es la ciudad de Bahía de Caráquez a través de la municipalidad, al haber sido así la intención pública de los presidentes Febres Cordero y Durán Ballén, los que a su debido momento las entregaron en donación en ceremonia especial”.


Lo dijimos entonces y lo ratificamos ahora en que nuevamente, a través de la Capitanía del Puerto, se insiste en la propiedad de las gabarras al quererse decidir sobre el destino de la “San Vicente”, que aún permanece fondeada dentro del estuario. Insistimos en que si bien es cierto, esas naves fueron construidas en los astilleros de la Armada se las hizo con dinero del presupuesto del estado, con cargo a la presidencia de la República y las mismas fueron entregadas directamente a la municipalidad del cantón Sucre, tanto por Febres Cordero como por Durán Ballén, como parte del cariño y del aporte que ellos querían dar a Bahía de Caráquez.
Y para una mejor operación y funcionamiento de los servicios de las gabarras con acierto la Municipalidad entregó su administración a la Capitanía del Puerto.   Nada más que la administración y en ningún momento delegó ni traspasó la propiedad, tanto es así, como lo dijimos en nuestro comentario del 17 de Noviembre que “hace pocos años ante un mal entendido la Capitanía quiso terminar el compromiso y devolver esa administración, lo que no se hizo efectivo al solucionarse la divergencia”. 
La ciudadanía está consciente de la conveniencia de que permanezca en Bahía de Caráquez por lo menos una gabarra por cualquier emergencia como el aislamiento de 1998 y la municipalidad deberá saber imponer su pertenencia y propiedad por ser la única dueña de las gabarras.  Sean firmes señores munícipes que la ciudadanía toda los respalda.<     
 

  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti: