Actualizado hace: 10 minutos
Santo Domingo
Tres muertos en la Quevedo-Santo Domingo

Mercedes Zambrano fue testigo del accidente de un bus lleno de pasajeros que dejó a tres personas muertas, entre ellos una niña, y otros 17 heridos.

Lunes 27 Junio 2011 | 20:18

 La señora aseguró que iba caminando hacia la escuela “Ciudad de Loja” a dejar un encargo cuando de pronto vio que el bus se acercaba a ella.  “Lo único que hice fue correr para tratar de salvarme, vi que el bus dio varias vueltas de campana y que el parabrisas casi cae donde yo estaba”,añadió la testigo.

El accidente se dio hoy a las 11h00 en una recta en el kilómetro 16 de la vía a Quevedo, a la altura del sector llamado San Andrés (1).
La unidad de transporte Sucre, disco 35, había salido desde la Terminal Terrestre de Santo Domingo y se dirigía a Quevedo. 
La hipótesis que se maneja sobre este nuevo accidente mortal en la provincia es que el conductor del bus iba a exceso de velocidad. 
Varios pasajeros indicaron que cuando el chofer intentó bajar la velocidad le resultó imposible, entonces perdió la estabilidad del vehículo, invadió carril, cayó a un pequeño abismo y se fue a chocar con una pared de cemento, después de eso dio varios vueltas de campana quedando a un costado de la vía y cerca de unos caseríos. 
A todo esto se unió que la calzada estaba mojada y también repercutió para que ocurriera el accidente, según los pasajeros.  
“Solo escuchaba gritos y que las personas querían salir del bus”, expresó Galo Mesías, pasajero, quien aseguró que no supo lo que en realidad pasó porque todo fue rápido. Él iba con destino a Buena Fe. 
Mesías, dijo que antes de que se diera el accidente él iba en uno de los asientos traseros, pero que le pidió a una de las personas que le cambiara de lugar porque quería estar en la ventana. 
“Después de un momento sentí el impacto y dimos varias vueltas”, expresó el hombre.
Añadió que justo en el lugar donde él iba el impacto fue más fuerte. 
“Me salvé de milagro”, comentó. 
Los moradores del lugar y los conductores que a esa hora pasaban por la vía se acercaron a tratar de auxiliar a los heridos, después llamaron a la Policía y ésta a su vez tomó contacto con los entes de socorro. Dos cadáveres estaban a un costado del pesado de vehículo. Y el otro en una de las ventanas del transporte.  Hasta el cierre de esta edición dos de los cadáveres habían sido reconocidos: Mónica Macías (13) y Luis Rivadeneira Moreira (50).
El otro cuerpo es de un hombre de unos 35 años de edad, aproximadamente. Todos permanecen en la morgue del cementerio Central de Santo Domingo. 

Peligrosa. Los 17 heridos fueron trasladados a diferentes casas de salud.  
La vía a Quevedo es una de las carreteras más peligrosas de la provincia, así la consideran los uniformados de la Unidad de Investigación de Accidentes de Tránsito (UIAT). 
Según el jefe (e) del UIAT, Gonzalo Sánchez, los accidentes se dan porque la carretera es estrecha y por la falta de señalización. Además del exceso de velocidad. En dicha vía como promedio se registran entre siete u ocho accidentes de tránsito semanales. 
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala