Actualizado hace: 1 hora 4 minutos
Políticos pretenden impedir Constituyente

Tras la propuesta del nuevo Gobierno de Rafael Correa, de llevar a cabo una consulta popular que permita instalar una Asamblea Constituyente, varios partidos políticos mantienen conversaciones para conformar una mayoría que permita frenar este cometido.

Jueves 21 Diciembre 2006 | 22:06

La idea de una Constituyente no ha caído bien a algunos legisladores de diferentes bloques partidistas, entre los cuales constan Sociedad Patriótica (SP), Partido Renovador Institucional Acción Nacional (Prian), Unión Demócrata Cristiana (UDC) y Partido Social Cristiano (PSC). Estos pretenden formar una mayoría en el Congreso para no dar paso a la Asamblea. Por su lado, Lucio Gutiérrez, líder del SP, admitió que su partido está preocupado porque uno de los objetivos de Correa, a través de la Constituyente, es disolver al Congreso, para que no fiscalice al Gobierno de Alfredo Palacio. En ese sentido, Gutiérrez sostuvo que “los partidos representados en el Legislativo no permitirán ese propósito”, pues –añadió- “los 100 diputados fueron elegidos legal y constitucionalmente el 15 de octubre”. Asimismo, señaló que la eventual alianza comenzaría a operar desde el 5 de enero, día en que se elegirán a las dignidades legislativas para luego declarar al Congreso en sesión permanente a fin de debatir “profundas reformas políticas”. Se prevé que el Congreso antes de que se posesione el nuevo Mandatario, intentará romper el candado constitucional, en el sentido de reducir de un año a 60 días, el plazo entre el primero y el segundo debates de una enmienda a la Carta Política. Para que aquello se dé, se requieren por lo menos 67 votos y según el congresista del PSC, Alfredo Serrano, hay más de 68 diputados en esa línea. “Apenas nos instalemos el 5 de enero, vamos a aprobar un proyecto que fue tramitado en primer debate hace más de cinco años para viabilizar la reforma política, la cual se concretará después de dos meses”, anotó. Serrano indicó que la intención es adelantarse al objetivo de Correa pues cuando este asuma el poder se supone, según esos cálculos, que el Legislativo estará dedicado a debatir las reformas constitucionales. Entonces, dijo Serrano, ya no tendrá sentido que convoque a consulta porque el Congreso va a aprobar inmediatamente las reformas políticas que el nuevo Gobierno aspira que lo haga la Constituyente.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala