Actualizado hace: 7 minutos
Fútbol
Inter es finalista
Los jugadores del equipo brasileño Internacional de Porto Alegre, Alexandre "Pato" (c), Alex (i) y Martin Hidalgo celebran el primer gol ante el Al Ahly

El Internacional de Porto Alegre disputará la final del Mundial de Clubes tras doblegar ayer al Al Ahly egipcio 2-1, gracias a su superior pegada, en un partido que careció de brillo.

Jueves 14 Diciembre 2006 | 19:06

El conjunto brasileño, que disputa el torneo en calidad de campeón de la Copa Libertadores, tumbó a su rival con dos zarpazos de sus dos jóvenes promesas Alexander “Pato” y su sustituto, Luiz Adriano. Alexandre, de 17 años, y Luiz Adriano, de 19, iluminaron la noche semilluviosa de Tokio con sus anotaciones a los 23 y 72 minutos, mientras el talentoso angoleño Flavio a los 54 anotó para Al Ahly su segundo gol en el torneo. El “rey” del fútbol africano mereció más premios y se despidió del torneo dejando la sensación de que el nivel de su juego es equiparable al sudamericano. El partido comenzó con dominio territorial del Al Ahly que dio la impresión de estar más rodado al ser su segundo partido en cuatro días. El domingo pasado se había ocupado de abrir el torneo con una victoria cómoda ante el campeón de Oceanía, el Aukland City (2-0). El once que dispuso el portugués Manuel Jorge se adueñó de la zona central y comenzó a crear peligro. La más clara partió de las botas de Aboutrika con un lanzamiento de falta que paró sin problemas Clemer, pero que sirvió de aviso, puesto que de esta manera anotó el delantero egipcio en el debut de su equipo en el mundialito. El Inter se quitó de encima el dominio de los “diablos rojos” con un fútbol muy directo, buscando rápidamente las bandas o con balones largos al centro donde pedía la pelota el “Pato”. A los nueve minutos, el conjunto brasileño metió el miedo en el cuerpo a su rival al marcar un gol que fue anulado por fuera de juego. POR SU SEGUNDA OPORTUNIDAD El Barça intentará clasificarse hoy (05h20 de Ecuador) para la final del Mundial de Clubes a costa del América mexicano, en una competición, evolución de la antigua Intercontinental, que los catalanes ya disputaron, y perdieron, en 1992. A diferencia de aquella ocasión, donde la final se disputó a partido único, ahora el Barça ha preparado el partido más a conciencia con la idea de superar lo que no pudo lograr aquel "Dream team", dirigido por Johan Cruyff, y que meses antes había conseguido un hito en la historia azulgrana: la primera Copa de Europa. Sin embargo, los azulgrana se han quitado toda la presión de encima. Ronaldinho asegura que “por primera vez” jugará un partido como barcelonista sin que los catalanes sean favoritos, algo que parece más una estrategia que la realidad. Lo cierto es que los jugadores de Frank Rijkaard notan el "jet lag" y aseguran que no se sienten con confianza, pero el líder de la Liga Española, ya clasificado para los octavos de final de la Liga de Campeones, tiene ganas de ampliar su historial con uno de los pocos títulos que le faltan. Además, en el fondo, los jugadores saben que, después de las continuas comparaciones que se realizan entre el equipo de Johan Cruyff y el de Frank Rijkaard, ahora tienen una buena oportunidad de luchar por una competición en la que el equipo de 1992 falló. Rijkaard, que se ha llevado a Japón a Javier Saviola, a punto una vez superado sus problemas físicos, confiará en el equipo base que le ha dado buenos resultados y tiene la duda de Edmilson, quien no ha participado en el último entrenamiento a causa de una gastroenteritis.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala