Actualizado hace: 4 horas 44 minutos
SOLIDARIDAD CON REINA DEL CAMINO
SOLIDARIDAD CON REINA DEL CAMINO
Por: Fresia Moreira Hidrovo
fres2ia@gmail.com

Lunes 17 Enero 2011 | 00:00

Como es de conocimiento público, el 24 de Diciembre del 2010 hubo un accidente de tránsito que nos conmovió a casi todos los ecuatorianos; y digo casi, porque al ciudadano que tenemos por presidente y a su entorno no les interesa ni mucho menos les ha llegado a su pequeña sensibilidad como seres humanos.


Soy voluntaria del hospital civil Dr. Napoleón Dávila de Chone, estuve presente en el nosocomio antes mencionado el día 25 hasta las 6 de la tarde, y palpé el sufrimiento de todas las personas afectadas por el accidente y de aquellas que se acercaban a ayudar de una u otra manera, ya que los choneros una vez más se hicieron ver.
También sufrí en carne propia lo que sufrían los familiares; y lo más penoso, oír a casi todas las criaturas preguntar por sus padres sin saber que habían fallecido. Pena el tener que mentirles diciéndoles que permanecían en otro piso o que no se podían movilizar; sin embargo, con el dolor y todo aceptaban la magnitud del accidente y la resignación por los fallecidos. Ellos de una u otra forma estaban conscientes de que la cantidad de pasajeros era demasiado, pero no protestaron por la ilusión de llegar a casa.
Por haber vivido momentos tan penosos es que me decidí a escribir estas líneas, para decirles,  señores lectores, que nadie sale a matar a nadie-como ya lo han dicho varias personas- ; no hay que culpar solamente a los miembros de Reina del Camino lo que a cualquiera le pudo haber pasado. ¿Por qué esa dedicatoria a Reina del Camino? El 29 de Agosto del 2010 un bus de la Cooperativa Turismo Oriental se accidentó y murieron 38 personas en el sector de la Laguna de Yambo; quince días antes otro bus de la provincia de Cotopaxi dejó como resultado ocho muertos, ¿Por qué no se preocuparon por sancionar a los directivos de dichas cooperativas? 
Qué pena que los choneros paguemos por otros, qué pena que no se den cuenta del daño que están causando no solamente a los dueños de cada uno de los carros sino también a los choferes, a los controladores, a los usuarios, a las personas que venden agua, naranjas, canillitas, etc. que pernoctan en la terminal terrestre para ofrecer lo que venden. Sabemos que hay otras cooperativas que brindan los servicios a toda la provincia y al país, y no es que desee minimizarlas, no, pero de todas formas Reina arrastra gente y da confianza a los usuarios.
En fin, mi solidaridad con Reina del Camino, a sus directivos y demás miembros por lo que están pasando.<

  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala

Recomendadas para ti: