Actualizado hace: 6 horas 41 minutos
Rocafuerte
Piden aclarar denuncia

“Papi, cuatro policías me están deteniendo”.

Domingo 19 Diciembre 2010 | 00:00

Estas fueron las últimas palabras que Pablo Vásquez escuchó de su hijo Cristhian, quien fue encontrado muerto, con señales de tortura, junto a su amigo  Walter Vélez, en la vía Rocafuerte-Tosagua.
Ambas víctimas desaparecieron el martes.  El viernes a las 08h00 fueron encontrados muertos.
El padre de Vásquez indicó que su hijo había sido detenido por agentes policiales, pero ayer aseguró tener sospechas de los asesinos y prefirió no decirlo.
Para el capitán Hernán González, jefe operativo de la Policía Judicial de Manta, el familiar de la víctima debe ser llamado a declarar de forma obligatoria, ya que si asegura tener sospechas del presunto asesino de su hijo, debe informarlo para realizar las investigaciones y comprobar si la institución policial tiene algo que ver con las muertes, tal como Vásquez expresó.
Edison Tobar, jefe del Comando Policial de Manta, indica que los patrulleros cada vez que se movilizan lo hacen previo informe a la central de radio policial, donde se lleva un listado de los sectores a donde acuden.
Es decir, si los agentes estuvieron en el lugar donde supuestamente desaparecieron los hombres, se puede verificar en los datos de la central de radio y la hoja de ruta que realizan los policías. Tobar manifestó que puede ser que los miembros de una banda se hayan hecho pasar como policías para detenerlos, e incluso hacerlos llamar a sus familiares diciendo que fueron capturados por policías para despistar sobre los verdaderos motivos del crimen.
Walter Vélez y Cristhian Vásquez fueron sepultados ayer en Rocafuerte. <

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala