Arturo Ceballos Delgado

+ ARTICULOS

Arturo Ceballos Delgado

Sed en el puerto

POR Arturo Ceballos Delgado

Viernes 09 Julio 2010 | 00:00

Tal como lo describe Otón Castillo Vélez en su libro ficción, las condiciones para proveer de agua a la ciudad de Manta no han cambiado mucho, sigue habiendo sed en el puerto; si bien es cierto que el agua ya no se distribuye en barriles cargados por burros como en las décadas de los treinta y de los cuarenta, ahora se lo hace por medio de una línea de conducción deteriorada y por camiones tanqueros; y lo peor de todo es que por las malas administraciones y la irresponsabilidad de los sindicatos de la que fue la Junta de Agua Potable de Manta, nunca se buscaron alternativas para no estar sujetos a una agua impura, sucia y contaminada, que para potabilizarla resulta muy costosa.

Se espera que  el flamante directorio nombrado por el concejo municipal trate de llenar las aspiraciones de la ciudad puerto de tener una fuente de agua abundante, segura, infalible y pura, que  asegure el desarrollo industrial y  turístico que todos anhelamos, especialmente ahora que, en un futuro no lejano, se declarará a Manta zona económica especial por las bondades de su puerto, su aeropuerto y futura refinería.
La tecnología de la que ahora disfruta la humanidad se la debe tomar en cuenta para acelerar nuestro crecimiento. La adquisición de agua por desalinización es una constante en muchos lugares del mundo que tienen condiciones climáticas similares a la nuestra.
Con el liderazgo municipal, todas las cámaras de la producción, los transportistas, industrialistas, hoteleros, restauranteros, pesqueros, instituciones sociales y el público en general, deben formar un frente común y aportar para la compra de bonos municipales, que deben estar en un  fideicomiso para financiar la  compra de una planta desalinizadora, que bien podría ser parte de una ampliación de la que construirá la Refinería del Pacífico y nos libre de la  sed que padece el puerto. Y de una vez por todas  dejar de ser sumisos, esclavos y atados a un río sucio que tiene mejor uso para la agricultura.
Lo mismo se podría decir y hacer para la construcción de una granja eólica para el suministro de electricidad, que es otro de los insumos que se necesita para nuestro  adelanto y progreso.

OTROS COLUMNISTAS