Actualizado hace: 2 horas 50 minutos
Deportes
Delfín: Un ídolo sin suerte

Desde políticos, empresarios, comerciantes de pescado, ex futbolistas, periodistas, ingenieros eléctricos, entre otros, han pasado por la directiva de Delfín. En resumen, todos sin ningún éxito dirigencial y deportivo.

Viernes 25 Diciembre 2009 | 15:35

 

 

 

Si se trata de nombres se puede citar a Tomás Moreno, Pablo Rosero, Víctor Mendoza, Honorio Cevallos, José Salazar, Simetrio Calderón, Freddy Macías, Rómulo Toala, Wilton Pacheco, y la lista sigue.

Algunos asumieron la presidencia con la intención de apoyar al equipo, mientras que algunos la utilizaron como plataforma política, o simplemente por figurar.

Así se ha manejado Delfín, con tres y hasta cuatro directivas por año; en el equipo han llegado más dirigentes que jugadores, y todos con promesas y grandes proyectos que a la larga sólo son mentiras.

En más de 20 años que tiene el equipo "cetáceo", no ha logrado nada, e incluso en la actualidad está abandonado jugando el ascenso.

Sin embargo, Delfín no deja de ser un ídolo, y a pesar de estar en el fútbol de tercera categoría, lleva más gente al estadio que el propio Manta FC que juega en la serie A.

Según Honorio Cevallos, Delfín debe ser tomado por un grupo serio que le compre la categoría a la Asociación de Fútbol no Amateur, y se maneje como una verdadera empresa, como ocurre con otros planteles, pues ahora cualquiera dice asumir la presidencia, para luego abandonar el "barco", burlándose de los jugadores e hinchas, como viene ocurriendo siempre. Para Pedro Lucas, hincha de Delfín, uno de los problemas que siempre ha tenido el club son los futbolistas, quienes son "trinqueros" e indisciplinados.

Según Lucas, en el equipo debe haber sangre nueva (juveniles), por lo que ya no deberían regresar los mismos de siempre como Jhonny Cantos, César Barre, entre otros, quienes tanto daño le han hecho al plantel "ídolo de Manta". Sobre el patrimonio de Delfín nadie sabe nada.

Se conoce que el equipo vendió jugadores como Danny Villigua, Argenis Moreira, Dilberth Castillo y Jairo Montaño, pero es una incógnita qué pasó con el dinero que le correspondía al plantel. En caso de Montaño, Honorio Cevalllos dijo que lo que le correspondió al club fue para pagar deudas, pero no podría responder por el resto, ya que cuando se dieron las negociaciones de Villigua, Moreira y Castillo, estaban otros directivos.

Ahora, salta a la palestra el empresario colombiano Sinibaldo Cabarca, quien desde ya hace anuncio de un ambicioso proyecto donde está la contratación de un técnico de su país, así como también ha informado que pagará la deuda del equipo que asciende más allá de los 19 mil dólares, que mantiene el club con algunos jugadores como Jesús De Filipe y Mariano Rodríguez.

No obstante, en Delfín sigue en la presidencia Rómulo Toala, quien ha manifestado que está listo para darle el paso al nuevo dirigente; y así se escribiría otra historia para este 2010, en el equipo más populoso de Manta, que sin haber ganado nada, se mantiene como un "ídolo" en la ciudad y casi en toda la zona rural.

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala