Actualizado hace: 3 horas 7 minutos
Perú
Fiscalía de Perú exhuma cadáveres de 25 niños asesinados en Ayacucho en 1983

Peritos forenses de la fiscalía de la región Ayacucho, al sureste de Perú, exhumaron los cadáveres de 25 niños y 5 adultos que habrían sido presuntamente asesinados por militares peruanos en noviembre de 1983, informó hoy la prensa local.

Miércoles 23 Diciembre 2009 | 11:44

Según el diario La República, la exhumación se hizo entre el 14 y 20 de este mes en la comunidad de Umasi, distrito de Canaria, en la provincia de Víctor Fajardo, por orden de la Primera Fiscalía Penal Supraprovincial de Ayacucho que investiga los testimonios de cinco testigos de la matanza.
El periódico de Lima informó que un equipo de peritos forenses abrió tres fosas comunes, donde encontraron los 30 restos humanos, a 60 metros de la escuela primaria de Umasi.
Los restos de los niños con sus uniformes puestos estaban apilados, uno sobre otro, tras 26 años de su muerte.
El matutino recogió las versiones entregadas a la Fiscalía, según las cuales una columna de la banda armada Sendero Luminoso ingresó en la comunidad de Raccaya, en Ayacucho, y reclutó a unas 40 personas, en su mayoría niños que cursaban el cuarto y quinto grado de primaria, es decir, de entre los 9 y 11 años de edad.
El grupo, secuestrado por Sendero el 25 de noviembre de 1983, fue obligado a caminar más de diez horas hasta la comunidad de Umasi, donde buscaron comida y refugio en la escuela del lugar.
Un maestro de la escuela alertó de la presencia senderista a la Base Militar de Canaria, la más cercana al lugar, y al amanecer del 27 de noviembre llegaron dos patrullas con militares.
De acuerdo a los testimonios de testigos de esa época, los militares rodearon la escuela y lanzaron granadas de guerra que hirieron a un número indeterminado de niños y adultos.
Según esas versiones, los soldados abusaron de las niñas y de las mujeres y después acribillaron a la mayoría del grupo.
El perito Máximo Banda declaró al diario que un testigo les informó que la mayoría de cuerpos fueron enterrados en dos fosas y sólo dos cadáveres en una tercera, tal como lo encontraron en la exhumación realizada la semana pasada en Umasi.
De acuerdo al informe final de la Comisión de la Verdad y Reconciliación (CVR), que investigó la violencia terrorista entre 1980 y 2000 en el Perú, las fuerzas armadas fueron responsables de un tercio de las más de 69.000 víctimas de ese flagelo.
Ese informe le atribuyó más de la mitad de las muertes a Sendero Luminoso y el resto al Movimiento Revolucionario Tupac Amaru (MRTA).

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala