Actualizado hace: 13 minutos
Internacionales
Obama enviará 30.000 tropas más a Afganistán
Fotos/ EFE

Barack Obama anunció su estrategia para el conflicto: enviará más tropas en 2010 y empezará a retirarlas en 2011. Pero los talibanes no creen en Obama y amenazan con aumentar sus ataques.

Miércoles 02 Diciembre 2009 | 14:15

El presidente de EE.UU., Barack Obama, anunció hoy el envío de 30.000 soldados adicionales a Afganistán pero al mismo tiempo el comienzo de la retirada en junio de 2011, en su nueva estrategia para una guerra que "no está perdida" pero en la que se ha retrocedido.
En un discurso de 35 minutos en la academia militar de West Point, donde su predecesor, George W. Bush, defendiera en 2002 su doctrina en favor de los ataques preventivos, Obama advirtió de que el movimiento talibán ha cobrado impulso y la red terrorista Al Qaeda mantiene sus refugios a lo largo de la frontera con Pakistán.
"El peligro no hará más que crecer si la región retrocede y Al Qaeda puede operar con impunidad", advirtió.
Por ello, indicó, "he decidido que es en nuestro interés nacional vital el enviar 30.000 soldados estadounidenses adicionales a Afganistán", donde está desplegada una fuerza internacional de cerca de 100.000 militares, de los cuales 68.000 proceden de EE.UU.
Estos refuerzos "nos ayudarán a crear las condiciones para que EE.UU. pueda transferir la responsabilidad a los afganos" y que las fuerzas locales puedan hacerse cargo de la seguridad de su propio país, el objetivo final en la guerra, destacó.
Las tropas adicionales tendrán como misión atajar la insurgencia -y debilitarla de modo que el Gobierno afgano tenga ocasión de asentarse- y proporcionar seguridad a centros de población claves.
Como parte de la ofensiva para persuadir al Congreso -encargado, entre otras cosas, de aprobar los fondos para el envío de refuerzos-, a partir del miércoles comparecerán en diversas audiencias los pesos pesados del equipo de seguridad de Obama.
Primero lo harán Clinton y el secretario de Defensa, Robert Gates, así como el jefe de Estado Mayor, el almirante Mike Mullen.
Posteriormente pasarán por el Congreso el consejero de Seguridad Nacional, James Jones, el comandante de las tropas en Afganistán, el general Stanley McChrystal, y el embajador de EE.UU. en Kabul, Karl Eikenberry, entre otros.
Pero los talibanes miran con desconfianza los anuncios de Washington. El movimiento rebelde afgano aseguró este miércoles que el inicio de la retirada de las tropas de EE.UU. para julio de 2011 anunciado por el presidente Barack Obama es una "trampa" para calmar los ánimos de la opinión pública estadounidense.
En un comunicado, los insurgentes se mostraron escépticos sobre la eventual marcha de las tropas extranjeras y abogaron por continuar con su lucha armada.
Sobre el despliegue rápido de 30.000 soldados adicionales también anunciado por Obama, los talibanes dijeron que esto les ofrecerá más oportunidades para efectuar un mayor número de ataques.
También advirtieron de que este refuerzo, que se unirá a los 100.000 soldados -68.000 de ellos estadounidenses- ya desplegados en Afganistán, debilitará la economía de Estados Unidos.
El movimiento talibán afgano negó además tener bases de operaciones en Pakistán, tal y como señalan altos mandos militares de EE.UU. y el propio Obama.

Fuente: El Telégrafo

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala