Actualizado hace: 4 horas 19 minutos
Nacionales
Rituales, comida y espiritualidad se juntan en los cementerios de Ecuador

Una serie de rituales indígenas, comida, música y actos religiosos se juntan hoy en los cementerios de Ecuador al conmemorarse el día de los Fieles Difuntos.

Lunes 02 Noviembre 2009 | 11:34

Miles de habitantes de Ecuador acudieron a los campos santos para visitar a sus muertos y aprovecharon la jornada para limpiar, arreglar las tumbas y orar frente a la última morada de sus seres queridos.

En las grandes ciudades, en los cementerios suelen realizarse responsos, en tanto que en los campos santos de zonas indígenas es típica la asistencia de representantes de los pueblos ancestrales con comida.

Los indígenas aseguran que es un homenaje a quienes partieron antes el llevarles comida y compartir con ellos junto a sus tumbas.

A las costumbres por el Día de los Difuntos se suma el llevar flores a los cementerios, así como cantantes que interpretan frente a las tumbas las canciones favoritas de los fallecidos, a petición de familiares.

El Día de los Difuntos se recuerda en Ecuador con una jornada de asueto que coincide con la del 3 de noviembre, en que se festejan mañana las fiestas de la ciudad andina de Cuenca (sur), por lo que el puente de cuatro días de vacación propició el desplazamiento de cientos de personas por diferentes partes del país.

En lo culinario, esta época se caracteriza por la degustación de la tradicional colada morada, elaborada con harina de maíz negro, mortiño (una planta nativa de los páramos) que da el color y sabor al potaje, flor de la canela (ishpingo), clavo de olor y una cocción de cedrón, hierba luisa, hojas de naranja.

De variada elaboración, la mayoría incluye cuadrados pequeños de piña, frutilla y babaco vertidos al final de la cocción que, independientemente de la receta, es invariablemente de color rojo amoratado.

La colada morada se acompaña de las llamadas guaguas (niño en quichua) de pan y en conjunto son productos del sincretismo religioso y el mestizaje gastronómico, que se consumen en Ecuador cuando se recuerda a la muerte, que para unos es el final de la vida y para otros tan solo un cambio de dimensión.

Las guaguas de pan son figuras humanas de masa decorados de colores y en algunos casos rellenas de dulce.

El potaje es un motivo más para la unidad familiar al requerir su preparación el apoyo de varias personas, pero también se lo encuentra en restaurantes o ferias de comidas establecidas con motivo de la fecha.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala