Actualizado hace: 49 minutos
Erwin G. Valdiviezo S.
¿Por qué solo a Portoviejo?

Es decir, ¿ por qué otras instituciones del sector público, como las que están en Manta, Chone, Jipijapa o Sucre no son movilizadas por la Senplades a Ciudad Alfaro en Montecristi ? Respuesta sencilla: porque estos entes no tienen la “carga” que (salvo mejor opinión) tiene la Subsecretaria de Planificación contra una ciudad como la capital de los manabitas.

Martes 19 Mayo 2009 | 20:54

¿Cómo reaccionaría Manta si a la Autoridad Portuaria o a la Subsecretaria de pesca o a hidrocarburos o cualquier otra institución ( aunque sea en la parte técnica) se la llevaran a otra ciudad?,¿ o qué actitud tomarían Jipijapa o Chone si a la JRH o la CEDEM fueran llevadas de sus lugares originales y tradicionales a otros sectores? Con seguridad se “pegaría el grito al cielo”, y con justa razón, pues el “desarraigar” instituciones, que como Corpecuador por ley deben tener su sede en Portoviejo, no solo que debilita administrativamente a cualquier ciudad, sino que, para el caso de la capital, al “arrebatarle” gran cantidad de sus oficinas públicas, se le está dando “un garrotazo por la espalda”, pues esta ciudad depende para su comercio, de lo que haga y mueva el sector burocrático. Y el que el Presidente de la República “presione” a Senplades para que acelere los “cambios profundos” en lo administrativo y territorial de las nuevas regiones, no establece que necesariamente se “fortalezcan” algunas ciudades en detrimento de otras, como ocurriría con Portoviejo que de a poco va perdiendo espacios, porque “cedemos” mucho o porque ante tanta afectación que tiene la ciudad, sus autoridades y habitantes estamos como dormidos o aletargados, con lo cual no dimensionamos las debilidades que en el futuro tendríamos si seguimos permitiendo los “traslados institucionales”. Con agrado vimos algunas reacciones el fin de semana, para despertar la animosidad del portovejense; pero falta más; más de nuestras autoridades que están muy tibias en la reacción o comprometidas con la intención de la Senplades, pues de ninguna otra forma se entiende que, para el caso de la Sra. Alcaldesa actual o del Alcalde entrante vean y acepten con “desdén” todo el cambio burocrático que se anuncia. Pero lo más crítico es que los gremios clasistas y profesionales, las cámaras o las mismas “juntas civicas” existentes no hayan hecho hasta ahora ningún pronunciamiento y , más bien, se note que hay una especie de complacencia con los cambios, sin pensar que ese debilitamiento de Portoviejo como CAPITAL la va convirtiendo en una ciudad “arrinconada”, porque muy poco es lo que en el futuro pueda ofertar. ¿Será que la destrucción en la que vivimos, el caos que soportamos y hasta la falta de oportunidades nos ha ido desmoralizando? La respuesta está en cada uno de nosotros, pero solo basta recordar que por menos cosas hemos reaccionado; y si ahora nos despojan de lo que más nos da circulante, como es la administración pública, allí tenemos la tarea de reaccionar y también de señalar a quienes, por capricho o malquerencia, nos quieren “liquidar”.
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala