Actualizado hace: 18 minutos
Libertadores
Hazaña azuaya

Deportivo Cuenca quedó como la única esperanza del fútbol ecuatoriano en continuar en la Copa Libertadores de América, tras la eliminación del campeón reinante Liga de Quito y el Deportivo Quito.

Sábado 25 Abril 2009 | 17:44

Esto después del espectacular triunfo sobre Boca Junior de Argentina, uno de los equipos con más gloria internacional en el mundo. Con 9 puntos el Cuenca enfrentará en la última fecha del grupo Dos, de visitante a Guaraní de Paraguay, equipo que está eliminado y que no ha ganado ni un solo punto. Boca que tiene 12 unidades recibirá a Deportivo Táchira que también tiene 9. Estos partido se los jugara el próximo jueves. Los jugadores rojos Los jugadores del Cuenca calificaron "de especial" la victoria por 1-0 que obtuvieron sobre el Boca, uno de los "equipos grandes" de la Copa Libertadores de América. El autor del gol del triunfo, Edison Preciado, resaltó la alegría de los integrantes del equipo porque, según dijo, trabajaron "para hacer las cosas bien, tener la inteligencia necesaria que nos permitiera poder derrotar a un gran equipo y, gracias a Dios, lo conseguimos". Preciado añadió que los jugadores y cuerpo técnico sueñan y trabajan para llegar a conseguir cosas grandes, como lo exigen sus aficionados. El argentino Ismael Villalba, otra de las figuras del conjunto ecuatoriano, aseveró que el triunfo les dejó un sabor especial, pues se consiguió ante un equipo que "no llegó para encerrarse, defenderse", sino que tuvo "generosidad" para brindar espectáculo, aunque Deportivo Cuenca "tenía que ganar y lo hizo". El brasileño Rodrigo Teixeira, goleador de la formación de Cuenca, dijo que "haber sumado los tres puntos resultó fundamental en un partido sumamente peleado, en el que hubo entrega máxima de los jugadores de ambos equipos".
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
  • ¿Qué te pareció la noticia?
  • Buena
  • Regular
  • Mala