Actualizado hace: 6 horas 3 minutos
MANTA
Contaminados

Moradores de la calle 106 y avenida 109 se quejan de los reboses de las alcantarillas.

Viernes 11 Enero 2019 | 11:00

La alegría que tenía Lupe Piguave se ha convertido en tristeza. 
Ella habita frente al cementerio de Tarqui, en la calle 106 y avenida 109.
En este lugar Lupe tiene su casa que le construyeron después del terremoto del 2016.  Ahí todo era alegría, pero todo ha empezado a cambiar desde hace varios meses. Los frecuentes reboses de las alcantarillas están ocasionando malos olores, además que las calles se dañen. 
Lupe manifestó que por culpa de los malos olores su hijo ya se enfermó, y no quiere que eso se repita. 
“Ya se enfermó mi niño, no sé quién será el próximo que se enferme debido a esos malos olores, ojalá que las autoridades nos ayuden a solucionar este inconveniente”, expresó Lupe. 
Enrique Bailón aseguró que ya está cansado de percibir esos malos olores. 
“Lo malo es que en el barrio se han hecho varios trabajos en el alcantarillado y en las calles, pero todo eso ha sido en vano, porque los problemas de contaminación se repiten”, expresó Enrique.
En este mismo sector, pero en el callejón conocido como “el callejón del cementerio de Tarqui”, están sufriendo del mismo problema del mal funcionamiento de las alcantarillas.
Doris Delgado, quien habita en este callejón, dijo que ese problema lo tienen desde hace tres años y nadie les ayuda. 
 
> calles y alumbrado. Ángel Gómez llega todos los días a limpiar y cuidar su casa. Por ahora vive en otro barrio, pero aspira a llegar al sector en los próximos meses.
Él manifestó que por los frecuentes reboses de las aguas negras las calles se están deteriorando.
Los baches que se han formado cada día se están haciendo más grandes, y nadie hace nada para dar alguna solución.
Los conductores se quejan porque transitar por estas calles es complicado, y por esquivar los huecos en cualquier momento se podría generar un accidente.
Rosa López también se quejó por el mal estado de varias lámparas. Eso ha ocasionado que las calles sean oscuras.