Actualizado hace: 7 minutos
Errores necesarios
Por: Nancy Vélez

Lunes 27 Agosto 2018 | 11:00

Cada día se aprende algo y en ese andar, en el transcurso de esta semana, una profesora nos decía a los estudiantes que hay que desprenderse de la culpa, que es bueno y necesario ir por la vida ligeros de equipajes, refiriéndose a no llevar las cargas por esas culpas. Ella ponía como ejemplo al inventor Thomas Edison, antes de que inventara la bombilla hizo más de mil intentos. Un día, uno de sus discípulos le dijo que por qué persistía en ese invento si había tenido más de mil fracasos, a lo que él respondió: No son fracasos, son ensayos. Alexander Fleming, el gran inventor de la penicilina, llegó a este descubrimiento de forma casual. Todo gracias a un error que no debe cometer ningún laboratorista. Dejó restos de comida en su laboratorio, donde creció el moho que dio paso a la penicilina, medicamento que ha salvado miles de vidas. Es decir, muchos de los “errores” ocurren por una razón y a veces suelen ser positivos porque implican un aprendizaje. No hay que sentirse culpables por haberlos cometidos.