Actualizado hace: 14 minutos
Manta
50 denuncias contra hinchas

Destruyen pared donde había un mural de Emelec, en Santa Mónica.

Miércoles 16 Mayo 2018 | 11:00

Un hincha del Atlético Nacional de Colombia fue detenido por liderar una riña en la playa El Murciélago. 
Además, la Policía reportó 50 denuncias por amenazas de disturbios en Tarqui, intentos de saqueos en el centro de Manta y robos de celulares en la avenida Malecón. También hubo un enfrentamiento a piedras cerca de la nueva terminal terrestre entre los hinchas de este equipo de Medellín y la barra de Emelec.
La Policía informó que los integrantes del equipo colombiano también dañaron parte de las instalaciones de un hostal en Tarqui. Este percance se produjo ayer en la madrugada, cuando algunos hinchas se enfrentaron a golpes por más de diez minutos. La pelea dejó a una mujer herida, quien fue llevada al hospital Rafael Rodríguez Zambrano.
Los paramédicos del Cuerpo de Bomberos manifestaron que la afectada también es integrante de la barra del Atlético Nacional, y resultó con una fractura en el pie derecho.
El coronel Víctor Zárate, jefe de la Policía de Manta, manifestó que ayer redoblaron los operativos antes del encuentro deportivo entre Delfín y Atlético, por Copa Libertadores en el estadio Jocay. “Los hinchas llegaron al país desde el fin de semana, pero los operativos estaban planificados desde hace un mes, porque sabemos que la barra es violenta”, agregó Zárate. 
 
> Hinchas. El oficial sostuvo que a Manta llegaron más de 3.500 hinchas. Algunos están en hostales y hoteles, pero otros se han quedado durmiendo en El Murciélago. En este lugar  se registró un desmán cuando un hincha comenzó a lanzar piedras a varios bañistas. El extranjero fue detenido y procesado en el Juzgado de Manta por escándalo público. 
Zárate sostuvo que para evitar otros desmanes, como sucedió en mayo del 2015, cuando el mismo equipo se enfrentó a Emelec en el Jocay, decidieron resguardar la salida de nueve buses donde viajaban más de 500 hinchas hasta el cantón Rocafuerte.
La Policía informó que también hay extranjeros que se han dedicado a pedir dinero y a inhalar droga en las zonas turísticas de Manta. La entidad además reportó daños de una pared en el barrio Santa Mónica, en la calle 17 y avenida 25,  donde había un mural del Emelec. “Más de 40 personas tumbaron la pared con palos, piedras y machetes”, manifestó Zoila Cedeño, habitante. 
Algunos medios colombianos afirman que la violencia llegó al Atlético Nacional en 1989, cuando los sicarios de Pablo Escobar mataron al árbitro Álvaro Ortega por no favorecer al equipo en un partido frente al América de Cali.